Por petición de la Oficina de Comunicación de la CPAL, el P. Edwin Moscoso, S.J. nos cuenta en resumen la historia de la presencia de los jesuitas en Guamote y como ha evolucionado el trabajo solidario y participativo que cumplen en acompañar a las personas de esta importante región del Ecuador. Este 2020, los jesuitas en Guamote cumplen 50 años. A continuación, el texto:

 

En noviembre de 1970 llegan formalmente los primeros jesuitas a Guamote, un pequeño Cantón de la Provincia del Chimborazo, en el centro del Ecuador, a unos tres mil metros de altura. El frío, los páramos, el desierto en Palmira, las ovejas, algunos cultivos, los ponchos rojos y la pobreza aún hacen parte del paisaje. Julio Gortaire, el jesuita sobreviviente de toda esta aventura, nos cuenta que ya somos 19 los jesuitas destinados oficialmente a trabajar entre los puruháes, al menos eso aparece en el catálogo de la Provincia.

Si bien esta experiencia de inculturación comenzó con otras realidades, el mundo indígena en el Ecuador ha dado giros importantes en cuanto a sus libertades y derechos, todo apunta a que trabajar por la hominización y descubrir las semillas del Verbo presente en las culturas sigue siendo una tarea motivadora para los jesuitas en el Ecuador.

En este 2020 hemos definido nuestra visión en los siguientes términos: Soñamos en una sociedad guamoteña: reconciliada, justa, equitativa, solidaria, empoderada de su propia realidad y respetando su identidad (indígena y mestiza) mayoritariamente indígena. Abierta al diálogo y fortalecida por los valores del evangelio.”

Intentamos configurar un equipo de trabajo solidario y participativo que se esfuerza por acompañar los procesos de las personas. Tenemos ahora esta misión: “Somos un cuerpo apostólico de hombres y mujeres, formado y comprometido, que desde la amistad con Jesús y siendo uno con el pueblo, acompaña a la comunidad de Guamote para juntos encontrar lo que hay de Dios en el otro y construir así, una comunidad justa y equitativa. Lo hacemos desde la generación de espacios de diálogo y formación a nivel espiritual, social, comunicacional y educativo. Potenciando modelos alternativos culturales, políticos y económico-productivos.”

Fundación Acción Integral Guamote, Radio Guamote, nuestros proyectos sociopastorales, la Parroquia San Pedro de Guamote y Fe Alegría intentan compartir un mismo relato de servicio inspirado en los valores del evangelio y en la prioridad que tiene la Compañía de acompañar de cerca a los excluidos.

Durante estos 50 años de la presencia de la Compañía en Guamote nunca hemos estado solos, en realidad son muchos los amigos ignacianos o no que nos han apoyado y nos han acompañado de forma voluntaria, seguimos confiando en que al modo de Jesús esta misión siga siendo compartida. Es verdad que las condiciones actuales del país son ambiguas para todos por la pandemia y por la crisis, pero el futuro y la esperanza nos animan a continuar dando lo mejor en la tarea de aprender con la gente, de conocer y ser con los otros, con aquellos que dan sentido a nuestra vocación de “hombres y mujeres para los demás”.

 

Edwin Moscoso, S.J.

Superior Apostólico de Guamote

Jesuitas Ecuador