Este martes 28, en Manaos (AM), comenzó el Encuentro de la Preferencia Apostólica Amazonia (PAAM), un tipo de asamblea que se realiza cada dos años y reúne a colaboradores jesuitas y laicos que trabajan en la región amazónica. Discernir nuevos caminos para nuestra misión es el tema de este año. 

La actividad comenzó con un momento de reflexión realizado por el Equipo Itinerante sobre la contemplación de la naturaleza, con sus bellezas y devastaciones. Posteriormente, el ex delegado (en transición) de PAAM, Padre David Romero SJ, destacó sus expectativas para el encuentro: “la idea es ayudar al cuerpo apostólico a conocerse mejor y reconocerse parte de la misma misión, a través de una perspectiva integrada sobre el escenario amazónico”.

Además de los representantes de los cinco grupos apostólicos que integran PAAM, en el Encuentro participaron algunas autoridades de la Compañía de Jesús: el Padre Rafael Garrido SJ, presidente de la Conferencia de Provinciales de América Latina y el Caribe (CPAL), y el Gobierno de la Provincia de los Jesuitas de Brasil, Fr. Davidson Braga SJ, socio y supervisor provincial; el padre Edson Tomé SJ, secretario para la Juventud y las Vocaciones; y Padre Jean Fábio SJ, secretario de Justicia Socioambiental. 

En la ocasión, el Núcleo Apostólico de Mato Grosso, incorporado a PAAM el año pasado, fue recibido oficialmente por todos los miembros de la asamblea, con un abrazo de bienvenida y fraterno.

Aún por la mañana hubo presentaciones de los grupos apostólicos que expusieron el trabajo en red que realizan, especialmente a partir de obras y servicios locales. Migración, pueblos indígenas, fronteras, juventud, educación popular, justicia socioambiental, iglesia y espiritualidad fueron aspectos destacados relacionados con los servicios realizados en la región amazónica.

Por la tarde, la dinámica propuesta fue ampliar la mirada sobre el escenario amazónico y la misión de la Compañía de Jesús en la región.

Por la noche, todos fueron invitados a un momento de acción de gracias en una hermosa celebración eucarística, presidida por el Padre Rafael Garrido SJ, en español.

Análisis situacional de la misión Amazon y SJ

El análisis de la situación fue presentado por el hermano João Gutenberg, hermano marista, secretario de la Red Eclesial Panamazónica (REPAM); Dom Zenildo Lima, obispo auxiliar de la Arquidiócesis de Manaos (AM); el padre Rafael Garrido SJ; y el padre Adriano Hanh SJ, coordinador del Servicio Amazónico de Acción, Reflexión y Educación Socioambiental (SARES).

Dado el contexto presentado, el hermano João aportó un análisis más eclesiástico de la Amazonia desde la perspectiva de REPAM. Señaló que es un signo importante de la iglesia en la región “a la articulación sinodal, el intercambio de experiencias y la influencia local e internacional para responder a las necesidades del territorio”. También destacó el papel de las instituciones como fundamental para permitir responder a los llamados de la panamazónica y recuperar la dimensión eclesiástica, pues “lo que vimos siempre fue una articulación del episcopado”, comentó.

Dom Zenildo corrobora la misma visión sobre el papel de REPAM, pero también entiende que era necesario pensar en un camino con las comunidades eclesiásticas. Según él, “la justicia socioambiental y la amistad social no se convierten en agendas comunitarias”. Recuperó las reflexiones sinodales que llevaron a la creación de la Conferencia Eclesial Amazónica (CEAMA) para afirmar que “sentía la necesidad de una organización que pudiera hablar con autoridad a las comunidades”. Considera que fue necesario realizar una coordinación muy estrecha con los obispos para poder “hacer entrar estos temas en las comunidades eclesiásticas locales” y reflejar temas de ecología integral basados ​​en líneas concretas de evangelización en la Iglesia de la Amazonía. y el mundo.

En el ámbito de América Latina y el Caribe, la misión de la Compañía de Jesús desde la perspectiva amazónica fue el tema de la explicación del padre Rafael. Comentó sobre el proyecto Servicio Jesuita Panamazónico, que se propuso ser un servicio de incidencia en red y atraviesa un proceso de reconfiguración de articulación y trabajo. “La compañía de Jesús busca responder a los problemas globales, por eso es necesario el discernimiento del trabajo en la Panamazonía y desde allí se busca responder a una forma de articulación para un mejor servicio en la misión”. También dijo que, por eso, los próximos pasos son tener un delegado del CPAL para la Amazonía”.

El padre Adriano, en su discurso, abordó cuestiones del campo socioambiental de la realidad brasileña, reflejando la hegemonía del capitalismo financiero en sus más diversas facetas, como la política de derecha del país. Al final preguntó a todos sobre el papel del pueblo de Dios, de la Iglesia, frente a las realidades latentes de vulnerabilidades de los más empobrecidos, destacando a los pueblos indígenas como uno de los directamente impactados. Destacó la importancia de defender la Casa Común, “para que sea vida para toda la humanidad”.

Con información de jesuitasbrasil.org.br